La crítica de 'Ocho apellidos vascos' de JorgeGarzon95

6,8

Humor De Provincia

12 jul 2014

Rafa es un joven señorito andaluz que no ha tenido que salir jamás de su Sevilla natal para conseguir lo único que le importa en la vida: el fino, la gomina, el Betis y las mujeres. Todo cambia cuando conoce una mujer que se resiste a sus encantos: es Amaia, una chica vasca. Decidido a conquistarla, se traslada a un pueblo de las Vascongadas, donde se hace pasar por vasco para vencer su resistencia. Adopta el nombre de Antxon y varios apellidos vascos: Arguiñano, Igartiburu, Erentxun, Gabilondo, Urdangarín, Otegi, Zubizarreta e incluso Clemente.


Gran éxito en las taquillas españolas: "Ocho Apellidos Vascos" ha demostrado una solidez inusitada en los cines, pero, ¿es esa solidez taquillera un atributo que se deba a su estupendo resultado final en términos narrativos y artísticos?
Lo cierto es que no. La cinta que hoy nos ocupa es una más dentro de ese inmenso mar de cine español de comedia, que en ocasiones es muy positivo, pero que también, en otros momentos, nos da películas realmente olvidables.
Por suerte "Ocho Apellidos Vascos" pertenece al primer grupo. Es una película divertida, muy divertida en algunos momentos, con escenas realmente desternillantes y situaciones cuanto menos confusas pero que están resueltas con gran maestría gracias al director Emilio Martínez Lázaro y sobretodo al gran pilar de esta película: Dani Rovira, quién es sin lugar a dudas el máximo responsable del éxito comercial de esa cinta.
Y es que el famoso cómico atrae a las salas al público femenino sobre todo, y también al masculino, aunque en este caso quizás las hormonas tengan menos que ver y entre en juego el factor del humor que el artista desprende en todos sus monólogos.
Y lo cierto es que, al igual que en esos monólogos, Dani Rovira demuestra aquí tener aptitudes más que sobresalientes para la comedia, y en especial para adaptarse a cualquier tipo de situación, ya que, incluso en los momentos más dramáticos, este actor primerizo también logra un resultado bastante notable.
Pero lo que nos importa en este primer tramo de la crítica es el guión, y este trae las típicas líneas de las comedias españolas, aunque mostrando un mayor énfasis en las cuestiones sociales que diferencian las sociedades andaluzas y vascas, llevando estas diferencia a extremos peligrosos, dotando a la película de un gran número de tópicos de ambas culturas que ofrece grandes escenas de humor, perfectamente llevadas a cabo.
Pero ahí acaban las maravillas de "Ocho Apellidos Vascos" en el aspecto argumental, en cuanto al resto, el dramatismo es simple y la preocupación por los personajes casi nula, salvo en el ya mencionado caso anterior de Dani Rovira, por lo que podríamos determinar que la trama es un poco más divertida que el resto de comedias españolas, pero no por ello mejor.
La trama amorosa es interesante, aunque sólo de forma muy fugaz, ya que en la mayoría del tiempo la veremos con un simple vehículo para conducir todos los chistes de la comedia.
Pero el guión también posee unos fallos que le restan aún más calidad al conjunto general, y eso es en gran parte debido a una construcción de personajes secundarios casi nula, con escaso protagonismo o con personajes incoherentes, desperdiciados y cuyos recursos son muy pobres y despreciables en términos generales.

Pero si por algo se recordará a "Ocho Apellidos Vascos", aparte de por el tremendo éxito comercial, es por el inicio cinematográfico de Dani Rovira, un cómico andaluz que demuestra que las dotes interpretativas no son cosa de sólo unos pocos renombrados, sino que cualquiera, con esfuerzo y dedicación puede llegar a lograr un gran trabajo en una película. Su actuación es sin lugar a dudas el pilar de la película, tanto es así que, las escenas en las que no le vemos son muy inferiores a las demás, ya que su encanto, su picardía y su chispa se pierden por completo en favor de unos diálogos vanales y poco elaborados.
También debemos destacar a Clara Lago y a Karra Elejalde con unas buenas interpretaciones, eclipsadas por el cómico andaluz, pero sin embargo correctas y sólidas.

La fotografía principal goza de ese atractivo natural del País Vasco, aunque tal vez más planos generales, más exteriores y más situaciones por el campo le habrían venido muy bien a una película que se centra principalmente en cuatro escenarios, que, pasados unos minutos, no parecen frescos. En la banda sonora no hay mucho a destacar, al igual que cualquier comedia es razonablemente correcta.

"Ocho Apellidos Vascos" logra hacer humor de las diferencias entre dos pueblos de España, logra impregnar esa chispa de calidad y diversión que le faltan a muchas películas, huye de los tópicos convencionales del género para incluir los tópicos convencionales de las diferetes culturas que pueblan nuestra península. Esa es su mayor virtud, junto al trabajo de Dani Rovira, todo lo demás es un simple añadido que no ofrece profundidad narrativa y sólo sirve para ubicar a los personajes y a las aventuras que estos viven.
7/10. Disfrutable y entretenida, aparte de esto, una comedia más para ver con los amigos.

Lo Mejor: Dani Rovira y la capacidad del guión de hacer un humor sutil de las diferencias culturales vasca y andaluza.
Lo Peor: El resto de elementos de la cinta, personajes mal utilizados y situaciones demasiado disparatadas.

Para más críticas entra en www.criticasdecinejorge.blogspot.com o si prefieres las videocríticas en YouTube: "TheJorge7070". Muchas gracias

1
0
Valorar esta crítica
'Ocho apellidos vascos': Polos opuestos que atraen
Crítica Ecartelera
7,0