Bienvenido Conéctate para puntuar películas, escribir críticas y mucho más

¡Puedes utilizar tu nombre de usuario y contraseña existente de FormulaTV!

'Iron Fist' está muy lejos de ser el desastre que dice la crítica

Eduardo Martín Sábado 25 marzo 2017

¡Cuidado SPOILERS!

*Hablamos en profundidad de la primera temporada de 'Iron Fist'.

'Iron Fist' ha sido con mucha diferencia la serie de Marvel y Netflix que más polémica ha generado desde que empezaron a aparecer las primeras (y desastrosas) críticas de la serie. Además, desde su estreno oficial en la plataforma en streaming, también parece haber dividido al público. Pero, ¿es de verdad 'Iron Fist' tan mala como gran parte de la crítica la ha pintado? Después de haber visto los 13 episodios de los que se compone su primera temporada, me atrevería a decir que 'Iron Fist' está muy, muy lejos de ser mala. Diré más, es una serie que dentro del género de superhéroes no baja del notable.

Una de las cosas que más se le ha criticado han sido sus primeros capítulos por su supuesta falta de interés y por el ritmo lento que despliegan. Los primeros cuatro episodios sirven para introducir a Danny, sus orígenes y a todos los nuevos personajes y tramas. Hay que reconocer que a lo largo de estos cuatro primeros capítulos la sensación es que la ficción no termina de arrancar. Pero no es menos cierto que ese es un peaje necesario para contar adecuada y pausadamente los orígenes de un personaje como el de Puño de Hierro (con todo el misticismo que le rodea y lo que eso conlleva). A lo largo de esos primeros episodios la serie nos cuenta con pelos y señales quién es Danny Rand, dónde pasó los últimos 15 años, qué hizo, en qué se convirtió, cuál es la misión del Iron Fist y por qué ha decidido volver a Nueva York. ¿Podrían haber omitido ciertas escenas y no haber incidido tanto en otras como en la del accidente de los padres de Danny? Sin duda, pero no por ello está mal. La manera en la que consiguen introducir poco a poco a todos los personajes y tramas es más que digna y en la mayoría de episodios lo consiguen hacer de una forma bastante entretenida con nuevas intrigas y giros.

Danny Rand

Pero si hablamos de que los primeros cuatro capítulos pecan de introductorios, a partir del sexto la ficción da un salto de calidad tremendo en todos los sentidos y pasa de ser un simple aprobado a ser un notable. El torneo a vida o muerte en el que Danny participa para librarse de La Mano es sin duda uno de los grandes momentos de la temporada e irónicamente también es el gran punto de inflexión de 'Iron Fist'. Hasta ese instante el misterio entorno a Danny, las intrigas de la familia Meachum y las escenas de pelea estaban siendo los grandes alicientes de una ficción que todavía tenía que despegar. Los últimos siete episodios de la temporada fueron un no parar de peleas increíbles y giros de trama sorprendentes para acabar por todo lo alto. La aparición de Madame Gao, las maquinaciones de Harold, la historia de Bakuto y Collen, o el descubrimiento de que ambos formaban parte de La Mano resultaron ser giros de guión maravillosos que le dieron a la ficción otra dimensión.

En lo que se refiere a las escenas de acción, un sector importante de la crítica también se mostró decepcionado. Esperaban mucho más de una ficción basada en un experto en kung fu como Iron Fist. Críticas que, a pesar de no ser sin fundamento, sí son muy exageradas. Aunque es cierto que las de la primera mitad de la temporada son más flojas que las de la segunda, por lo general, la mayoría están bastante bien rodadas y bien ejecutadas. La pelea en el camión, la de China contra el soldado borracho de La Mano, las de Colleen en la jaula, la del escape en la guarida de La Mano, o las dos contra Bakuto (por poner algunos ejemplos) son grandes escenas de pelea con muy buenas coreografías.

Una serie con estilo propio

'Iron Fist' es muy consciente de lo qué es en todo momento. No es 'Daredevil', no es 'Luke Cage' y no es 'Jessica Jones'. Algo que muchos críticos parecen haber olvidado. Hay que ser consciente de que es un producto bastante más ligero, ágil y que probablemente se tome a sí mismo menos en serio que sus predecesoras. Y precisamente que su tono sea tan distinto a todo lo visto anteriormente ha sido uno de los grandes puntos negativos que ha tenido la ficción en la crítica. La eterna (y absurda) comparación de toda nueva serie de Marvel en Netflix con 'Daredevil' volvió a escena. La realidad es que 'Iron Fist' ni quiere ni espera parecerse a la serie sobre el Diablo Guardián. 'Puño de Hierro' cuenta su historia desde un punto de vista mucho más luminoso y esperanzador que las ficciones del resto de Defenders. Puede gustar más o puede gustar menos, pero es indiscutible que 'Iron Fist' tiene su personalidad bastante bien definida.

Danny Rand

Incidiendo en la personalidad de la serie, precisamente varias críticas argumentaron que es inexistente y que es un refrito de otras series y películas del género súper heroico. Más concretamente, la han comparado con 'Arrow' exponiendo eso del "típico millonario que vuelve a su ciudad después de muchos años fuera, con nuevas habilidades y con una nueva manera de ser para combatir el crimen y proteger su ciudad". Sí, a priori es la típica historia de superhéroes, pero seamos honestos, ¿desde cuándo el género de superhéroes no es la típica historia? Batman, Green Arrow, Iron Man y Iron Fist cumplen con este estereotipo. Pero la cosa no queda ahí, el mismo Green Arrow y Ojo de Halcón, Namor y Aquaman, Flash y Quicksilver o Ant Man y Atom también son buenos ejemplos para entender que la originalidad tampoco tiene tanta importancia para Marvel o DC. Eso, y que a los dos capítulos cualquiera se da cuenta de que además de las similitudes que pueden tener en cuanto a su punto de partida, 'Iron Fist' y 'Arrow' no se parecen en prácticamente nada más.

El carisma de Finn Jones y los secundarios

La crítica estadounidense se cebó especialmente con la elección de Finn Jones para el papel, argumentando que en su lugar debieron escoger a un estadounidense de origen asiático. Una demanda algo absurda, ya que el personaje original en los comics es blanco y rubio, justo igual que Jones. Pero, temas raciales al margen, el actor de 'Juego de Tronos' solo se merece buenas palabras y elogios por su actuación como Danny Rand.

Jones consigue transmitir en cada momento justo lo que exige el papel. A lo largo de toda la temporada, el estadounidense derrocha carisma por los cuatro costados y nos deja dos caras de Danny Rand completamente distintas. Una amable e ingenua (demasiado, de hecho) y otra implacable, feroz y arrogante. Una cara como Danny Rand y otra como Puño de Hierro. Además, le da al personaje una profundidad necesaria para que pueda crecer en 'The Defenders' y en una hipotética segunda temporada. Su trabajo está como mínimo a la misma altura que el de sus colegas con Luke, Jessica y Matt.

Iron Fist

Pero no solo Jones destaca en 'Iron Fist'. Netflix sigue con paso firme en lo que se refiere a la construcción de personajes femeninos potentes y en esta serie presentan a Colleen Wing (Jessica Henwick), que ha sido sin duda la gran revelación de la temporada. Una mujer fuerte, con muchísimo carácter y una luchadora implacable que nos dejó algunas de las mejores escenas de pelea de la serie. Junto a Wing, Joy Meachum (Jessica Stroup) también destacó como secundaria y su papel en la más que posible segunda temporada promete muchísimo. Ward (Tom Pelphrey), el hermano de Joy, es un personaje bastante interesante, que crece muchísimo a lo largo de la temporada, pero que también puede terminar resultando algo repetitivo. Hasta Davos (Sacha Dhawan), el mejor amigo y compañero de Danny, a pesar de su escasa profundiad, acaba siendo un secundario llamativo y clave para la trama al conseguir que el espectador conozca más sobre K'un-Lun. En general, el reparto de la ficción está a la altura, los personajes están bien construidos y resulta difícil de creer que pueda haber alguna crítica en ese sentido.

No todo fueron buenas noticias

Como ya he dicho, 'Iron Fist' está muy lejos de ser una mala serie, pero también está bastante lejos de ser perfecta. Tanto 'Daredevil' con Wilson Fisk, como 'Jessica Jones' con Kilgrave y 'Luke Cage' con Cottonmouth, tuvieron un villano muy potente que rivalizase en poder y carisma con sus protagonistas, algo que tristemente en 'Iron Fist' no hemos llegado a ver. Y no será por falta de villanos.

La recuperada para la causa Madame Gao es un buen contrapunto a Danny y como una de las jefazas de La Mano le pone las cosas muy difíciles durante gran parte de la temporada. Un personaje más y mejor desarrollado que en 'Daredevil', pero que no pasa de ser una amenaza pasajera. Igual que Bakuto, el sensei de Colleen, que finalmente se acaba descubriendo como uno de los grandes jefes de La Mano en Nueva York. Un buen rival para Danny, pero no lo suficiente para ocupar el hueco de gran villano de la ficción.

¿Quién es Iron Fist?

1 El personaje surgió a raíz del género de artes marciales

El primer cómic protagonizado por el superhéroe se remonta al año 1974 en el Marvel Premiere número 15. La idea del personaje nació a raíz de las películas de artes marciales de la época. En los años 70, películas y series como la mítica 'Kung Fu' pusieron de moda este tipo de género en Estados Unidos, así que Marvel decidió subirse al carro y crear su propio Kung Fu. Bajo esa premisa nació Shang-Chi (basado principalmente en el cine de Bruce Lee) primero y Iron Fist poco después. Roy Thomas fue el padre de este nuevo personaje de Marvel. A pesar de que en sus comienzos prometía mucho, la serie inicial sobre Puño de Hierro no triunfó como Marvel esperaba, así que decidieron cancelarla poco tiempo después de su nacimiento, dejando el futuro de Daniel Rand en stand by.

2 La historia de Daniel Rand

Aunque no ha sido el único Iron Fist de la historia (los fans conocerían años después a Orson Randall, uno de sus antecesores), Daniel Rand fue el personaje que Marvel escogió para ser Puño de Hierro en su universo. La historia del personaje se remonta a su padre, Wendell Rand. Wendell era el hijo del señor del legendario reino de K'un L'un, una ciudad mágica situada en las montañas del Himalaya nacido a partir de una abertura entre dos dimensiones creada por una colonia de alieníegenas. Debido a esto, K'un L'un solo podía verse una vez cada diez años. Por ese motivo, la existencia de la mágica ciudad siempre fue más una leyenda que algo real. Tras crecer allí y aprender todas sus costumbres, Wendell se vio obligado a escapar y se marchó a Estados Unidos, donde se hizo un nombre como hombre de negocios y se casó con la madre de Daniel, Heather, para poco después tener a su primer y único hijo, el propio Danny.

Cuando Daniel solo tenía nueve años, su padre, aprovechando que ese era el año en el que K'un L'un volvía a la Tierra, decidió volver a la que fue su casa acompañado de su familia y de su socio y amigo, Harold Meachum (papel que en la serie interpretará David Wenham). El propio Meachum traicionó a la familia Rand y decidió dejar morir a Wendell y su familia. Heather, la madre de Daniel, salvó la vida de su hijo al sacrificarse por él ante una manada de lobos. Tras ver cómo morían sus padres, Daniel vagó por el Himalaya hasta que consiguió llegar a la mágica ciudad de K'un L'un, donde fue acogido y entrenado en todo tipo de artes marciales.

Para conseguir el poder del Puño de Hierro, Daniel tuvo que combatir y matar al temible dragón Shou-Lao. Durante la batalla, Shou-Lao le dejó la clásica marca que siempre ha lucido Iron Fist en su pecho. Tras acabar con él conseguiría todo su poder para convertirse en el gran Puño de Hierro. Tras terminar su entrenamiento, Daniel decidió regresar a su Estados Unidos natal para enfrentarse a sus demonios y vengarse de Meachum por la muerte de sus padres. Y es justo ahí desde donde parece que partirá la nueva serie de Marvel y Netflix.

3 ¿Cuáles son los poderes del Iron Fist?

Las habilidades que Daniel consiguió al convertirse en Puño de Hierro van mucho más allá del mero hecho de ser un maestro en artes marciales. El concepto del Chi (energía vital) es clave para entender los poderes de este personaje. Ser Iron Fist le hizo tener la capacidad para controlar su propia energía vital y así poder aumentar su fuerza, resistencia, agilidad, reflejos, velocidad y concentración a niveles sobrehumanos. Ese control sobre el Chi le permite curarse a él mismo o a los demás de una manera mucho más rápida y eficaz que un ser humano corriente. De hecho, en una ocasión incluso pudo curarse de un cáncer bastante avanzado. También posee la habilidad de fundir su conciencia con la de otra persona, consiguiendo así conocer las experiencias, conocimientos y emociones. Otro de sus poderes es la capacidad de absorber energía y canalizarla para aumentar su poder al más puro estilo de Bishop en los X-Men.

Pero si hay un poder que destaque en Daniel Rand ese es sin duda el de su temible puño de hierro. Concentrando todo su Chi en su mano es capaz de transformar su puño en una verdadera arma de matar. Con él puede destruir paredes, aviones e incluso tanques sin el más mínimo esfuerzo. Gracias a esta poderosa habilidad en los cómics logró derrotar a otros superhéroes mucho más fuertes que él como el gran Coloso de los X-Men o el propio Luke Cage.

4 Es el gran maestro de artes marciales en Marvel

Daniel Rand es (con el permiso de Gamora) el gran maestro de artes marciales de Marvel Comics. Además de su absoluto control del Chi y todas las habilidades que eso puede darle, el bueno de Danny es un experto en varias artes marciales como el Karate o el Kung Fu, llegando a superar a artistas marciales de la talla de Daredevil o Elektra (a los que ya hemos visto en Netflix). Además, también es un maestro acróbata, pudiendo competir casi de tú a tú con el mismísimo Daredevil (de hecho, durante la serie 'Civil War' tuvo que hacerse pasar por él y se posicionó del bando del Capitán América para que los rumores sobre la identidad secreta de Matt Murdock se acallaran). El 17 de marzo veremos de qué es capaz Danny y de si han plasmado con exactitud todas sus habilidades marciales.

5 Compañero y amigo de Luke Cage

Tras dejar de lado su venganza al perdonarle la vida a Meachum en su vuelta a Estados Unidos, Daniel fue acusado de asesinar al propio Harold Meachum, que apareció muerto poco después de que Rand le visitase. Fue entonces cuando conoció a la samurai Colleen Wing, que aparecerá en la serie interpretada por Jessica Henwick y con la que parece que disfrutaremos de lo lindo en la ficción, y a Misty Knight, (con la que acabaría manteniendo un idilio que casi acaba en boda), que ya apareció en 'Luke Cage'. Tras demostrar que no había sido el asesino de Meachum y encontrar al verdadero culpable, Daniel se unió a Luke Cage en 'Héroes de Alquiler', la nueva serie que Marvel ideó para resacatar a ambos personajes, donde demostró ser un gran detective. Dannny y Luke se hicieron grandes amigos y se convirtieron en una pareja de superhéroes bastante mítica en el universo Marvel de la época. También perteneció a los Vengadores en la época en la que Luke se encargó de dirigirles. Será muy interesante ver cómo Netflix y Marvel manejan la relación de ambos personajes en la propia 'Iron Fist' y en 'The Defenders'.

Harold Meachum

Harold Meachum (David Wenham) debía ser el gran villano de esta primera temporada. Y en parte lo fue. Culpable del accidente del avión donde murieron los padres de Danny; egoísta; interesado; vengativo y muy inteligente, Harold demostró ser un villano muy correcto, pero no consiguió ser la némesis de Danny, justo lo que sí fueron Fisk de Matt o Kilgrave de Jessica. La falta de un villano así de carismático es uno de los lunares de 'Iron Fist'.

En general, podríamos decir que la primera temporada de la ficción de Puño de Hierro es seguramente la peor de todas las series de Marvel y Netflix que hemos visto, pero no por ello es mala. Es demasiado introductoria y eso le ha acabado perjudicando, pero aún así deja buen sabor de boca. Es una serie muy entretenida, con un gran protagonista, con buenos secundarios, un buen reparto y con grandes escenas de acción. Además, el tremendo cliffhanger del último capítulo nos deja con la sensación de que probablemente habrá segunda temporada. Una oportunidad perfecta para corregir los pequeños errores que tiene y poner a Danny Rand en lo más alto del Universo de Marvel y Netflix.

Artículos recomendados

El Power Ranger azul que sufrió acoso por ser gay opina sobre el nuevo personaje LGTB

El antiguo Power Ranger azul, David Yost: "Hice todo lo posible para dejar de ser gay"

Comentarios

Noticias relacionadas