Bienvenido Conéctate para puntuar películas, escribir críticas y mucho más

¡Puedes utilizar tu nombre de usuario y contraseña existente de FormulaTV!

'Piratas del Caribe: La venganza de Salazar': Póster del cameo de Paul McCartney

Alberto Hernando 14 mayo 2017

El antiguo bajista y compositor de los Beatles, Paul McCartney, ha publicado en las redes sociales una imagen de su cameo en 'Piratas del Caribe: La venganza de Salazar'. La nueva película de la franquicia llega a las salas españolas el 26 de mayo de 2017 con Javier Bardem como el villano Salazar. Salazar es un antiguo comandante español obsesionado con los piratas y Jack Sparrow que regresará del Triángulo de las Bermudas para vengarse.

Paul McCartney en Piratas del caribe

No se conocen los detalles del personaje interpretado por McCartney, pero en la foto podemos verle vestido enteramente de pirata. Lleva una larga barba trenzada con rastas y decorada con calaveras. Y está jugando a las cartas. A partir de aquí sólo puede especularse acerca del rol del personaje.

Cuando se confirmó la aparición de McCartney la película ya estaba completamente planificada y tuvieron que crear una escena extra para él. McCartney se sumará con su cameo al reparto encabezado por Johnny Depp, Javier Bardem, Orlando Bloom y Geoffrey Rush.

Los Beatles en el cine

1 '¡Qué noche la de aquel día!'
'¡Qué noche la de aquel día!'

Los Beatles no pudieron tener un inicio mejor en el mundo del cine. '¡Qué noche la de aquel día!' se alejaba de todos los tópicos y lugares comunes de las películas protagonizadas por grandes estrellas musicales (hola, Elvis) y aportaba una frescura, originalidad y diversión inéditas hasta la fecha. El argumento era tan básico como el de contarnos un día en la, absolutamente delirante, vida de la banda. Hoteles, programas de televisión, grabaciones, encuentros con las autoridades y los medios, ataques multitudinarios de fans en permanente estado de euforia...todo contado con gracia y ritmo por un Richard Lester que consiguió exprimir al máximo el carisma y la personalidad de los cuatro genios de Liverpool.

La bondad y ternura de Ringo, el sentido del humor irónico y sarcástico de John, la profesionalidad total de Paul y la encantadora sobriedad de George reflejadas en brillantes diálogos en los que la improvisación campa a sus anchas. Evidentemente, mención aparte merecen las canciones que van apareciendo a lo largo del metraje, destacando el trallazo de rock and roll de 'A Hard Day's Might' o 'Can't Buy Me Love', la dulzura de 'And I Love Her' o la belleza absoluta de 'If I Fell'. La Academia, enamorada de ellos como el resto del mundo, nominó a la película a dos Oscar, Mejor guión original y Mejor banda sonora (adaptada). Una recompensa extra para una película esencial en la historia del cine musical.

¡Qué noche la de aquel día! en eCartelera
2 'Help!'
'Help!'

La evolución de los Beatles era tan rápida y contundente que, solo un año más tarde de 'Qué noche la de aquel día', la banda ya se encontraba varios pasos por delante en sus inquietudes y consecuciones creativas. Tras publicar 'Beatles for sale', un disco de tránsito que, siendo sobresaliente, bajaba el nivel de su predecesor, 'A Hard Day's Night', la banda estrenaba una nueva película, 'Help!', con su correspondiente disco adjunto. O viceversa. Porque no se puede comparar la grandeza que encontramos en las 14 canciones de aquel LP y la obra cinematográfica que, de nuevo, dirigió Richard Lester.

Alejados de la libertad que emanaba de su anterior aventura conjunta, el cineasta y la banda se adentraban en una trama mucho más cinematográfica y, por desgracia, mucho más absurda, para terminar ofreciendo una aventura de secuestros, subtramas románticas, villanos absurdos y anillos mágicos a la que salvaba, evidentemente, sus números musicales. Porque si tu película está cayendo en el ridículo pero aparecen temas como la que da nombre a la cinta, 'You've Got Yo Hide Your Love Away', 'Ticket To Ride' o 'I Need You', puedes respirar tranquilo. Y vivir feliz.

3 'Magical Mistery Tour'
'Magical Mistery Tour'

Los batacazos de los Beatles son pocos, mínimos, pero contundentes. Mucho. Y aquí tenemos uno de ellos. Cuidado, no podemos caer en el error y pensar que el aspecto musical es parte del golpe, ni muchísimo menos. La banda sonora que acompaña 'Magical Mistery Tour', telefilm dirigido por los cuatro miembros de la banda, con McCartney a la cabeza, acompañados por Bernard Knowles, es una obra maestra con temas tan inolvidables como 'I Am The Walrus' o 'The Fool On The Hill' que casan a la perfección con el aire psicodélico y alucinado que recorre cada fotograma. El problema esencial es que, en el momento de su aparición, fue emitida en blanco y negro, perdiendo el setenta por ciento de su sentido.

El argumento era tan básico como el de encadenar escenas más cercanas a sueños imposibles que al viaje colectivo que prometía el título, pero ese aura de hipnosis colectivo ha envejecido más que bien, llegando a tener el respaldo de cineastas como Steven Spielberg, quien la ha alabado en numerosas ocasiones. Un acto de justicia poética para un trabajo que complementa a la perfección, y pone punto y final, a la etapa más colorida y psicodélica de los Beatles.

4 'Yellow Submarine'
'Yellow Submarine'

Hasta los propios Beatles se descubrieron encantados con el resultado final de 'Yellow Submarine', uno de esos proyectos en los que se veían involucrados de manera obligatoria. Puros compromisos que la banda se quitaba de encima de la manera más rápida posible, siendo especialmente significativa su falta de implicación en el desarrollo de esta cinta animada dirigida por George Dunning en el año 1968. Sus temas propuestos para la banda sonora, que se enriquecía de alguna de las mejores canciones de la banda, especialmente de la mágica trilogía de 'Rubber Soul', 'Revolver' y 'Sgt. Peppers Lonely Hearts Club Band', no estaban a la altura de sus compositores, destacando únicamente 'Hey Bulldog', un imbatible rock que se encuentra entre los mayores logros de Lennon en su etapa Beatle. La película, a pesar de todo, suplió esas inesperadas carencias con imaginación desbordante, un diseño de personajes atrevido y diferente y una capacidad sorprendente para construir escenas de una belleza plástica incontestable. National Board of Review la incluyó entre las Mejores diez películas del año y el Círculo de críticos de Nueva York le entregó un premio especial.

Por su parte, en 2012, Robert Zemeckis planeó un remake utilizando la técnica de la captura de movimiento previsto para ser estrenado paralelamente a la celebración de los Juegos olímpicos en Londres. Walt Disney Pictures iba a ser el estudio cinematográfico encargado de llevar la película a las pantallas, consiguiendo los derechos y estrenándola en 3D, pero a última hora el proyecto fue cancelado tras el pobre resultado en taquilla de 'Un cuento de Navidad' y el desastre absoluto de 'Marte necesita madres'. Viendo los precedentes mencionados, celebramos la decisión. Mejor dejar que esta joya Beatle sigue sumergida felizmente en su tranquila zona de culto.

5 'Let It Be'
'Let It Be'

La destrucción de una banda en primera persona. El testamento audiovisual de cuatro genios en permanente estado de autodestrucción. Un conjunto de canciones nacidas e interpretadas desde las entrañas, como si de un último aullido de auxilio se tratase. Un estudio de grabación convertido en una cárcel con espíritu de Gran Hermano. Una terraza como despedida atípica y emocionante. Todo esto, y mucho más, es 'Let It Be', documental dirigido por Michael Lindsay-Hogg que abarca las dos semanas de la grabación del disco de título homónimo y que, pese a nacer como proyecto destinado a mostrar el proceso creativo de la banda más importante de la historia, terminó convertida en golpe en el estómago para sus miembros y choque de realidad para los fans.

A lo largo de ochenta minutos, observamos a cuatro jóvenes que han envejecido a marchas forzadas rodeados de histeria colectiva, expectativas tan desmesuradas como, siempre, superadas y una incesante atención mediática y empresarial que acabaría con su paciencia. Canciones tan maravillosas como la propia 'Let It Be', 'Two Of Us', 'The Long And Winding Road' o 'I Me Mine', aportan ese aura de belleza final que acompaña todo el visionado de un documental al que los Beatles no quisieron acompañar en su estreno ni en sus posteriores ejercicios de reivindicación por parte de unos espectadores que seguimos soñando con una remasterización y reestreno en condiciones. En cualquier caso, entendemos el dolor que John, Paul, George y Ringo debieron sentir al ver reflejado sus últimos momentos en pantalla grande. El suyo y el nuestro.

Let it Be en eCartelera
6 Ringo Starr
Ringo Starr

Ringo siempre fue, con diferencia, el Beatle más interesado en el séptimo arte. En dos de las películas protagonizadas por la banda, '¡Qué noche la de aquel día!' y 'Help!', jugaba un papel especialmente protagonista dentro de la trama. Señales que se terminaron por confirmar con una carrera posterior como intérprete que, si bien no cuenta con ningún trabajo especialmente significativo, si tiene una amplia cantidad de ejemplos. Desde su debut el año 1968 con la película 'Candy', en la que le acompañaba nada más y nada menos que Marlon Brando, Starr continúo su carrera cinematográfica con papeles en trabajos como ''Si quieres ser millonario no malgastes el tiempo trabajando', con Peter Sellers; el western 'El justiciero ciego'; o 'Cavernícola', un fracaso de taquilla y crítica total que, sin embargo, le sirvió para conocer a la actriz Barbara Bach, con quien se casó ese mismo año (1981) y con la que sigue comprometido. Sin duda, el Beatle que más recompensa ha obtenido con el mundo del cine. Y todos contentos ¿Quién no quiere lo mejor para Ringo?

7 George Harrison
George Harrison

George Harrison, más allá de su interesante banda sonora para ese insoportable experimento llamado 'Wonderwall', mantuvo su relación con el mundo del cine como productor ejecutivo de, entre otras, 'La vida de Brian', clásico de los Monty Python, con quienes mantenía una estupenda relación de admiración mutua, y en el que aparecía como extra en una de sus escenas. Su última aparición en la gran pantalla fue en el grandioso homenaje que le realizó Martin Scorsese a través del documental 'Living in the material world', un trabajo tan extenso como esencial para cualquier fanático de la figura y del maravilloso universo musical de Harrison. Siempre inquieto, siempre interesante.

La vida de Brian en eCartelera
8 Paul McCartney
Paul McCartney

McCartney siempre quiere llevar el mando. Cualquiera que ha seguido sus pasos, tanto en los Beatles como en su carrera en solitario, lo sabe. Él tuvo la idea de 'Magical Mistery Tour' y, prácticamente, la dirigió él solito. Y más de lo mismo con el documental 'Let It Be'. En su cabeza, se trataba de vehículos atrevidos y diferentes para mantener la pasión y el compromiso de la banda, pero nunca terminó de encontrar la complicidad esencial de sus compañeros. Tras la disolución de los Beatles, 'liberado' en cierto sentido, McCartney mantuvo su relación con el cine con propuestas tan variadas como la escritura y producción del cortometraje animado 'Rupert and the Frog Song', colaborando en una película animada sobre el trabajo del artista francés Honoré Daumier o produciendo y organizando 'The Real Buddy Holly Story', un documental sobre el esencial artista que siempre influyó profundamente su obra.

Sin embargo, si hay algo que destaca en su currículum cinematográfico es 'Give my regards to Broad Street', película que escribió, produjo y protagonizó y que se saldó con un terrible fracaso de crítica y público. Demasiada ambición. Desde entonces, McCartney se mantiene alejado del séptimo arte, algo que cambiará en la próxima entrega de 'Piratas del Caribe', donde tendrá un cameo. Algún aliciente tenía que tener una nueva secuela de Sparrow y compañía, ¿no?

9 John Lennon
John Lennon

La experiencia de Lennon en el cine fue puramente testimonial. Siempre confesó aburrirse en los rodajes, sufrir las esperas y los ratos muertos que se producían entre toma y toma. Corría el año 1966 cuando el director Richard Lester, de nuevo él, se ponía en contacto con John para ofrecerle un papel secundario en 'Cómo gané la guerra', película bélica marcada por una comedia que nunca terminaba de funcionar. Por amistad, y por desconectar un poco de toda la locura Beatle, Lennon aceptó. Y lo mejor que podemos decir de ella es que, durante su rodaje en Almería, compuso la, más que probable, cima de su carrera: 'Strawberry Fields Forever'. Solamente por eso merece la pena mantener el respeto a la cinta de Lester. Más allá de ella, tan solo podemos encontrar algunos cortometrajes experimentales en colaboración con su inseparable Yoko Ono y un excelente documental sobre el proceso de grabación de su imprescindible disco en solitario 'Imagine'.

De 'Yellow Submarine' a un barco pirata

No es la primera aparición de Paul McCartney en una película. Durante los 60 participó con Los Beatles en varios musicales: 'A Hard Day's Night', 'Help!' y, por supuesto, 'Yellow Submarine'. Ahora ha saltado del submarino al barco de los piratas. Sigue así los pasos de Keith Richards, el guitarrista de The Rolling Stones, que interpretó al fanfarrón pirata padre de Jack Sparrow, Teague. ¿Teague Sparrow o el pirata de McCartney? Una nueva forma del debate irresoluble: ¿The Beatles o The Rolling Stones?

Artículos recomendados

Crítica de 'Guardián y verdugo'

'Guardián y verdugo': El ciclo de la matanza

Comentarios

Noticias relacionadas