Bienvenido Conéctate para puntuar películas, escribir críticas y mucho más

¡Puedes utilizar tu nombre de usuario y contraseña existente de FormulaTV!

'Chance': Una nueva oportunidad para un nuevo doctor

José Carlos Rodríguez Miércoles 14 junio 2017

Hugh Laurie prometió que no volvería a la televisión después de interpretar al carismático Doctor Gregory House en 'House', serie que se despidió el pasado año 2012 tras 8 temporadas y que nos dejó un personaje para el recuerdo, que muchos no serán capaces de separar de la figura del actor. Sin embargo, finalmente Laurie decidió volver y si bien dejó su bastón aparcado en casa para esta ocasión, sus pensamientos no se fueron demasiado lejos de un hospital ni sus habilidades están muy alejadas de la medicina y el tratamiento a pacientes.

 Hugh Laurie como Eldon Chance y Gregory House

Pero que no quepa la menor duda. El doctor Eldon Chance que da nombre a la nueva serie de Hulu, que se estrenará en España a través del canal Calle 13, no se parece en absoluto al doctor House, si podemos apartar la vista del físico y el hecho de que los dos son médicos. 'Chance' comienza de la forma más cruda y escabrosa posible, sumergiéndonos en las horribles historias de personas con severos traumas relacionados con distintos momentos de sus vidas en las que la violencia y la maldad han hecho que ahora ellos se vean sumidos en la depresión. Las historias de diversos pacientes sirven como elemento importantísimo para introducir a los espectadores en el relato y presentarnos así a Eldon Chance, un hombre que no se dedica a tratar a los pacientes, sino a evaluarlos antes de decidir cuál será la mejor forma de avanzar con ellos.

Su trabajo es el de consultor neuropsiquiátrico y, a diferencia del doctor House, este médico tiene una mayor empatía y un gran interés en los pacientes a los que trata, demostrando un carácter mucho más humano, sin dar tanta importancia a los aspectos médicos. Laurie cumple con el papel con fundamento y nos regala una interpretación sentida de un hombre que también comparte un profundo dolor pero que se intuye de una forma un tanto misteriosa. Además del profundo pesar que muchas de las historias de sus pacientes pueden generar en él, pronto descubrimos que Eldon Chance está también divorciado, tiene una hija adolescente y problemas económicos.

Un abismo hacia el caos

Bien podríamos decir que su vida está al borde del precipicio pero su carácter es demasiado dócil como para tomar una decisión definitiva que resuelva sus problemas. Esto cambia cuando conoce a Jaclyn Blackstone (Gretchen Mol), una paciente con pérdida de memoria y problemas de doble personalidad a la que su exmarido, jefe de policía, la maltrata física y psicológicamente. Rápidamente, Eldon toma parte en el asunto y comienza a sentir un impulso de querer ayudarla, sin tener muy bien idea de cómo hacerlo. Y en esto, tiene mucha importancia el encuentro con otro hombre, un matón que trabaja para una tienda de muebles de dudosa ética profesional al que nuestro protagonista se ve obligado a recurrir para solventar sus problemas financieros.

 'Chance'

La extraña pareja formada por el doctor y este hombre corpulento, que parece obsesionado por solucionar los problemas a golpe y porrazo, promete ser un dúo de lo más cómico y por otra parte de lo más aterrador. D, el apodo que lleva el personaje interpretado por Ethan Suplee tiene algunos de los momentos más divertidos del piloto de 'Chance' pero también es un hombre misterioso que poco a poco parece convertirse en la fuerza física que Eldon necesita para acabar con el hombre que acosa a Jaclyn y que se convierte en una obsesión para el doctor. En una trama que parece poco relevante, los dos personajes acaban unidos, representando por un lado la inteligencia y por otro lado la fuerza necesaria para enfrentarse a un jefe de policía que ha cometido varios crímenes con impunidad y que es interpretado por Paul Adelstein. En la última escena del episodio, D hace muestras de su verdadera naturaleza, atacando a varios ladrones con violencia y es entonces cuando vemos cómo verdaderamente Eldon ha sido arrastrado a un oscuro mundo del que verdaderamente no conseguirá salir fácilmente.

Dirección impecable

La dirección de Lenny Abrahamson, por su parte, es magnífica. El director de la aclamada 'La habitación' no solo demuestra tener un gran talento a la hora de crear misterio y tensión sino que es además capaz de tambalearnos de la tragedia a la comedia sin ningún tipo de remordimiento, mostrando en pantalla situaciones difíciles de ver pero a las que a veces no duda en adornar con cierta dosis de hilaridad. Los planos están cuidados al detalle e incluso hay un par de ellos que destacan por su estética, que nunca se aparta del quid de la cuestión y que no duda en mostrar lo más crudo y desagradable.

 'Chance'

Son continuos los juegos de cámara en los que se pasa de un plano medio a un primer plano en el que parece que los pensamientos de los personajes son directamente revelados a la cámara, como si el espectador tuviera el placer de diseccionarlos. Pero en realidad no es así. La serie no pretende arrojar todas las pistas en su primer episodio, sino ir desvelando los detalles paulatinamente de forma que conozcamos a los personajes in crescendo y notemos un progresión lenta en su psicología.

El guion es sólido y se cuece a fuego lento, con frases entrecortadas, suspiros y miradas que aportan un matiz muy claro a la serie: la incapacidad de explicar los sentimientos, la problemática de la psicología humana y pérdida de un estado de conciencia pleno para dar paso a una trama que se va desarrollando poco a poco y nos deja con la intriga de saber qué ocurrirá después, pero de forma difusa. Si bien es cierto que esperamos, sobre todo después de la escena final, que todo se vuelva más turbio, más violento y más oscuro para el personaje principal, no tenemos ninguna intención de que eso ocurra sin que nosotros podamos comprobarlo en el siguiente capítulo. Y esa es otra de las grandes virtudes de 'Chance', la intriga que nos deja con ganas de más.

 'Chance'

'Chance' es muy recomendable para aquellos que disfrutaron de lo lindo con la construcción lenta y progresiva de Walter White en 'Breaking Bad' y para los amantes de las historias cruzadas, que se tejen y configuran la trama central de la serie, al modo de 'A dos metros bajo tierra'. Como dice Eldon de sí mismo al final del capítulo: "es últimamente más consciente de un estado mental oscuro e inestable. Teme haber sido arrastrado al precipicio de alguna nueva y terrible realidad y que ahora, habiendo tropezado, no logrará evitar caer". Esperamos poder seguir tropezando con él en ese oscuro mundo en muchas temporadas más.

Nota: 7

Lo mejor: La construcción lenta e intimista de los personajes, que muestran una psicología misteriosa y oscura. Y la pareja de Hugh Laurie y Ethan Suplee.

Lo peor: una trama que recuerda en algunos aspectos a la inigualable 'Breaking Bad' y a la que si se pega mucho, puede salir muy mal parada.

Artículos recomendados

John Lithgow rechazó ser el Joker de Tim Burton y ahora se arrepiente

John Lithgow, arrepentido de rechazar el papel de Joker en la película de Tim Burton

Comentarios

Noticias relacionadas