Bienvenido Conéctate para puntuar películas, escribir críticas y mucho más

¡Puedes utilizar tu nombre de usuario y contraseña existente de FormulaTV!

Avatar de Ghost69

Ghost69

8

Infiltración en la era Trump

31 oct 2018

Ver una película de Spike Lee...
Resulta cuando menos, en estos tiempos del "postureo de las izquierdas", realmente estimulante.
Sí hace 25 años, era un director que "decía" algo, sobre la gran minoría racial de los "afroamericanos". Un eufemismo igual de racista que el tópico de: negrata.
Cuando en la actualidad, estás mismas grandes minorías étnicas_raciales: negra e hispana. Han abrazado y votado, al gran hombre blanco del KKKlan: Donald Trump.
Spike Lee, ha llegado oportunamente.
Con una historia que transcurre en una época, anterior en el calendario: los 70'.
Y la "herencia" del antecesor directo de Trump. El malvado - sarcasmo - Richard Nixon.
Una película, esta, árida y áspera. Con un cinismo, a todas luces necesario.
Pero, que en la actualidad, queda fuera de campo.
Ya que es igual a los movimientos #me too - todo - y en este país - España - las leyes de (des) memoria histórica. Que quedan bien de cara a los "millenials".
Sobreprotegidos y manipulados totalmente. Que consumen este tipo de "historias" - la verdsdera en la que se basa esta película - y muchas otras. Cómo las películas de el otro "enfant terrible" de la Generación X: Tarantino.
Ambos comparten similares propuestas, cinematográficas. Y técnicas.
Aunque argumentalmente, sí Quentin está obsesionado con la "sangre" y el cine bizarro de los videoclubes...
Spike, hace lo propio, con el discurso progre de los 80'_90'; donde en verdad se gestaron todas las ideologías, que hoy configuran los #me too de la Sociedad actual.
Esta película, es una buena película. A ratos surrealista.
Mucho más ácida que 3 anuncios.
Y con un discurso, menos limitado y folletinesco - que aquella ganadora de los Óscar 2018 - y mucho más "ochentero"...
Tango & Cash, contra el KKKlan...
Pero sin Stallone ni Eddie Murphy.
Habrían ganado mucho, sí en aquella época, se hubiesen decidido...
Aquí, Adam Drive, hace un papel de poli duro, a lo Clint Eastwood (época obliga) por lo hierático de su persona.
Pero su compañero, no es Richard Roundtree (Shaft) ni Samuel L.Jackson. Ni tan siquiera Wesley Snippes.
Que ya trabajo al principio de su carrera con 2 películas de Spike Lee, como protagonista...
Esta película, es una gran película de acción y ambiente Dark Country.
Con una ambientación y fotografía, granulosa, áspera árida. Y a su vez, es como una surrealista visión de una América "profunda" que vista en el cine, suena a películas de Buddy & Spoff, más que a retrato y denuncia...
Igual que Donald Trump, un payaso altamente peligroso, e inestable...Que actúa exactamente igual, que estos personajes patéticos y psicóticos de la "White Trash" que son los integrantes, tanto de este KKKLAN, como de los "grupos" #me too o "radicales" de la actualidad. Y que apoyan estas "acciones ideológicas".
Condenados a repetir los errores del pasado...
Esta película es muy buena, no defraudará a nadie. Y merece muchos parabienes!!
De lo mejor de este año...

2
0
Valorar esta crítica
'Infiltrado en el KKKlan': La farsa de una nación
Crítica Ecartelera
8,0