Bienvenido Conéctate para puntuar películas, escribir críticas y mucho más

¡Puedes utilizar tu nombre de usuario y contraseña existente de FormulaTV!

7

Masters of Horror

30 sep 2017

antología. (Del griego ?????????, de ?????, flor, y ??????, escoger). 1. f. Colección de piezas escogidas de literatura, música, etc. de ~. 1. loc. adj. Digno de ser destacado, extraordinario.

Como tal, la antología ha ido ligada al terror desde los tiempos de máximo esplendor de la literatura gótica. Fílmicamente hablando, los gloriosos 80 y 90 sirvieron para traernos infinidad de películas de serie B que explotaron hasta la saciedad el presentarnos una serie de breves historias terroríficas que, bebiendo de clásicos del cómic de los 50 como fueron 'Tales From the Crypt' o 'The Vault of Horror', pretendían ser un auténtico divertimento donde primara el cachondeo y la sangre a raudales. De un modo u otro y como ha ido sucediendo a lo largo de la historia, este peculiar género pareció caer en decadencia hasta que en el pasado 2012 asistimos a lo que bien podría denominarse la revitalización de este tipo de obras. Hablo de V/H/S y la que aquí nos ocupa 'The ABC's of Death'. Si bien un año antes la interesante 'The Theatre Bizarre' (con Udo Kier y Tom Savini entre la larga lista de implicados en el proyecto) había visto la luz, esta no causó el impacto que desde que empezara a promocionarse ha tenido nuestro particular abecedario de la muerte. Y es que, si más no, lo novedoso y arriesgado del proyecto de unir a 26 directores para que llevasen a cabo su propia visión de la muerte entorno a una letra suena bastante ambicioso, sobretodo conociendo que entre los directores que iban a llevarlo a cabo encontramos nombres como los de Xavier Gens (enfant terrible del cine galo tal y como mostró en 'Frontière(s)'), Ti West (el director que ha logrado hacer con cada obra suya un auténtico homenaje a la serie B, véase 'The Roost' o 'The Inkeepers'), Nacho Vigalondo (el director de 'Los Cronocrímenes' y 'Colossal' es uno de los dos españoles implicados en el proyecto), Srdjan Spasojevic (quien conmovió al mundo entero con la sórdida 'A Serbian Film'), Yoshihiro Nishimura (con un extenso currículum como director de maquillaje y efectos especiales en infinidad de films nipones como 'Tokyo Gore Police', 'Suicide Club' o 'Machine Girl'), Angela Bettis (en su segunda experiencia tras las cámaras) y un largo etcétera de nombres y carreras a sus espaldas que vienen dispuestos a demostrar que ellos son el futuro del cine de terror y de género.


A diferencia de otras antologías, esta no cuenta con una historia central que irá uniendo los 26 fragmentos que veamos, los cuales funcionan como pequeños cortometrajes autoconclusivos en los que todo vale: desde pequeñas historias a bellísimas muestras de arte; desde dibujos animados a stop-motion; desde historias auténticamente delirantes y bizarras hasta tramas e imágenes sobrecogedoramente inquietantes. Sin pasar a contaros cómo son cada uno de los 26 fragmentos, simplemente recomendar desde aquí el visionado de un obra fundamental para todo aficionado al género en la que sobra imaginación por todos los costados y no se escatima en gore y situaciones malsanas como las de los fragmentos 'L is for Libido' (Timo Tjahjanto, director del festival splatter 'Macabre' y de uno de los segmentos ?el mejor? de la secuela de 'V/H/S'), 'R is for Removed' (Srdjan Spasojevic) o 'X is for XXL' (Xavier Gens). Con un nivel de autocensura absolutamente nulo, su visionado puede llegar a herir la sensibilidad del espectador más puritano, y eso es algo que hace que todo fanático del cine de terror que se precie sepa valorar 'The ABC's of Death' como la maravilla que es ante la infinidad de intentos por remover nuestras tripas y consciencia que llegan a los cines y estanterías de nuestro país prometiendo hacernos estremecer y que acaban defraudando. Una joya.

Lo mejor: la capacidad de sorprender y la calidad de muchos de los segmentos (además de los tres citados más arriba, 'T is for Toilet'*, 'D is for Dogfight' o 'Z is for Zetsumetsu' son maravillosos).

Lo peor: que pase desapercibida para el público general.

*El segmento 'T' fue fruto de un concurso. DraftHouse Films, la productora del film, a través de su página web invitó a que se enviaran cortometrajes de menos de cuatro minutos bajo la premisa de la letra pertinente y fueron las votaciones populares las que eligieron la genialidad en stop-motion de Lee Hardcastle.

0
0
Valorar esta crítica