Bienvenido Conéctate para puntuar películas, escribir críticas y mucho más

¡Puedes utilizar tu nombre de usuario y contraseña existente de FormulaTV!

Última hora La UE ya tiene fecha para aprobar las vacunas de Pfizer y Moderna
6,5

Pastiche embrujado

11 dic 2018

La serie que reimaginaba Sabrina a partir de los cómics de su showrunner llegaba con gran expectación por su tratamiento oscuro y sus tramas adolescentes. Envuelta en múltiples referencias y con una factura impecable, sus episodios de iban haciendo pesados, y sus historias poco o nada interesantes o relevantes.

Pese a dar la sensación de que sus personajes cuentan con ciertos interés y bagaje personal, la serie no parece saber explotarlo o desarrollarlo, quedándose simplemente en un transcurrir de sucesos poco o nada llamativos.

Sólo un par de ellos suscitan cierto interés, como Ambrose, el indefinible y poliédrico primo de Sabrina (queda aun por descubrir cuál es el parentesco que los une); Madam Satán y sus retorcidos planes; a veces las hermanas extrañas y sus motivaciones; e incluso el sumo sacerdote y su relación con Zelda. Ni los amigos de Sabrina, ni sus tías, ni la mismísima protagonista producen gran curiosidad, asimismo las tramas entre ellos.

Una serie enfocando la brujería desde un punto de vista satánico que resulta insípida pese a todas las referencias tanto audiovisuales como artísticas con las que cuenta, y que no llega a emocionar.

En mi opinión, la serie cuenta con más capítulos de los que debiera, obligándole a meter subtramas que hacen que la serie avance a un ritmo que no le favorece (como la de Batibat o la del tío poseído, que realmente que no aportan demasiado y no son emocionantes).

Tampoco suma ese final carente de verdadera tensión o profundidad, no sintiendo verdaderas una verdadera disyuntiva palpable, sino más bien un conveniente giro de guion para la siguiente temporada.

Y aunque las comparaciones son odiosas, 'Las escalofriantes aventuras de Sabrina' no se encuentran (¿aun?) a la altura de su referente más claro y cercano, 'Buffy Cazavampiros'. Hay una sensación de nostalgia por la nostalgia en la nueva Sabrina que da la sensación de ser un cúmulo de lo que se supone que el espectador quiere ver en vez de ofrecer algo auténtico, personal y, por qué no, distinto.

0
0
Valorar esta crítica