Bienvenido Conéctate para puntuar películas, escribir críticas y mucho más

¡Puedes utilizar tu nombre de usuario y contraseña existente de FormulaTV!

De 'Charada' a 'Cantando bajo la lluvia': Las 10 mejores películas de Stanley Donen

Alberto Frutos Sábado 13 abril 2019

Felicidad. Entusiasmo. Energía. Cine explotando de pura ilusión. Con estos cuatro conceptos se podría definir parte del legado más emblemático que nos ha dejado para siempre Stanley Donen, uno de esos cineastas cuyo nombre ha quedado escrito en letras de oro dentro de la historia del séptimo arte. Y con toda la razón y la justicia que otorgan un buen puñado de clásicos inoxidables.

 'Stanley Donen'

Las 10 mejores películas de Stanley Donen

1 'Cantando bajo la lluvia'
'Cantando bajo la lluvia'

Si consigues terminar de ver 'Cantando bajo la lluvia' sin haber sonreído, tarareado e incluso bailado ligeramente, probablemente seas un robot. En cualquier caso, no dejes de seguir intentándolo porque siempre merecerá la pena volver una y otra vez a una obra maestra tan rotunda como la protagonizada por ese tridente mágico formado por los inolvidables Gene Kelly, Donald O'Connor y Debbie Reynolds.

Dirigida con mano maestra por el mejor Stanley Donen, este musical de musicales e influencia directa de cientos de películas posteriores, continúa siendo una de las experiencias cinematográficas más placenteras de la historia del séptimo arte. Un deslumbrante conjunto de números maravillosos que encuentra en la escena de Kelly interpretando 'Singin' in the rain' su cumbre definitiva, uno de esos momentos que son ya historia del séptimo arte. Puro y duro gozo.

Cantando bajo la lluvia en eCartelera
2 'Siete novias para siete hermanos'
'Siete novias para siete hermanos'

Los hermanos Pontipee son siete rudos leñadores, todos solteros, que viven en una cabaña en las montañas. Su vida cambia radicalmente cuando Adam, el mayor de ellos, encuentra novia en el pueblo y se la lleva a vivir a la cabaña. Es entonces cuando los demás hermanos deciden hacer lo mismo y van a la ciudad en busca de pareja. La cuestión es que están tan empeñados en casarse que no dudan en secuestrar a siete chicas y llevárselas a vivir con ellos.

De acuerdo, puede que la sinopsis de 'Siete novias para siete hermanos' no haya tenido el mejor de los envejecimientos, se huele el óxido rancio desde aquí, pero el resultado cinematográfico final es de una alegría tan contagiosa, de un colorido tan embriagador y de un sentido de la sonrisa visual tan apabullante que no queda otra que rendirse ante la evidencia. Con la ayuda de un reparto en estado de gracia elevando cada número musical al máximo de sus posibilidades, Stanley Donen firma aquí una de sus películas más queridas y memorables.

3 'Charada'
'Charada'

'Charada' no es un musical, está claro, pero su ritmo narrativo interno, la maravillosa melodía de sus diálogos, su endiablada capacidad para hilar escenas inolvidables y, por supuesto, sus dos interpretaciones protagonistas, funcionan con la misma contundencia que el mejor de los números posibles ejecutados por Gene Kelly o Fred Astaire.

Cary Grant está soberbio, pero es Audrey Hepburn quien termina robando por completo una de esas propuestas que funcionan a la perfección desde su primer minuto hasta el último de los planos. Con el Alfred Hitchcock más juguetón y enrevesado como influencia directa, 'Charada' resulta una de las mejores combinaciones de thriller y comedia romántica jamás vistas en una pantalla. Una delicia inagotable en la que la dirección de Stanley Donen brilla con una luz especial.

Charada en eCartelera
4 'Dos en la carretera'
'Dos en la carretera'

Por más que nos empeñemos, 'Dos en la carretera' no es una comedia. O no solamente una comedia. Hablamos de una historia que disecciona con precisión milimétrica y resoluciones visuales de primera categoría el paso del tiempo sobre el amor, el cansancio de los momentos repetidos con más arrugas en el corazón, la distancia entre lo que uno espera ser y lo que finalmente termina siendo, la sonrisa congelada en el tiempo y resucitada por arte de otoño.

Cada reflejo, cada gesto, cada abrazo y cada mirada al pasado, presente y futuro compartida por Albert Finney y Audrey Hepburn, absolutamente impecables, resuena en la memoria de un espectador que asiste hipnotizado a una inolvidable reflexión sobre el amor en tiempos de luz y sombra. Todo servido en bandeja de plata por un Stanley Donen en plena etapa de madurez.

Dos en la carretera en eCartelera
5 'Un día en Nueva York'
'Un día en Nueva York'

Un musical con Frank Sinatra cantando es automáticamente mejor que un musical en el que no aparezca Frank Sinatra cantando. La teoría es tan simple como rotunda y ahí está 'Un día en Nueva York' para ejemplificarla siempre que haga falta. Dirigida a cuatro manos y dos (inspirados) cerebros por Stanley Donen y un Gene Kelly que, como de costumbre, arrasa en su magnífica interpretación protagonista, este primer gran musical de la carrera del cineasta continúa siendo un antídoto infalible contra los nubarrones, la tristeza o la simple melancolía mal entendida. Una vez se abre el espectáculo desde aquel inolvidable muelle, todo en 'Un día en Nueva York' se sucede al mismo ritmo de las sonrisas compartidas más allá de la pantalla. Y con Frank Sinatra cantando.

Un día en Nueva York en eCartelera
6 'Una cara con ángel'
'Una cara con ángel'

Toda la indiscutible magia que tiene esta obra maestra titulada 'Una cara con ángel' se puede resumir en dos palabras: Audrey Hepburn. Y es que, más allá de las espléndidas interpretaciones de Fred Astaire y Kay Thompson, es la maravillosa protagonista de 'Desayuno con diamantes' quien consigue robar todas y cada una de las escenas en las que aparece, ya sea cantando, bailando, llorando, sonriendo o, simplemente, observando en la distancia.

Hepburn hipnotiza, conmueve, enamora y fascina desde la ingenuidad y la belleza, la fortaleza y la inocencia, la ilusión más pura y la confusión más hilarante. Su interpretación, una de las mejores de su emblemática carrera, es el alma y el motor vital de una de las películas más redondas, fascinantes, imaginativas y memorables de la trayectoria de Stanley Donen. Obligatoria.

Una cara con ángel en eCartelera
7 'Siempre hace buen tiempo'
'Siempre hace buen tiempo'

El único 'pero' que se le puede poner a 'Siempre hace buen tiempo' es que contaba con un punto de partida que, en términos puramente dramáticos, ofrecía muchas más opciones para el calado emocional del espectador. Sin embargo, Stanley Donen y Gene Kelly, compartiendo de nuevo labores de dirección, prefieren apostar por la luminosidad musical más deslumbrante antes que por el dolor y la nostalgia de las amistades lastradas por las expectativas fallidas y el paso del tiempo. Es una elección artística perfectamente respetable que, además, nos ofrece algunos de los mejores números musicales jamás firmados por este inolvidable dúo, pero queda esa pequeña espina de saber que, más allá del entusiasmo de los bailes contagiosos, habitaba un tremendo drama en esta historia. En cualquier caso, una magnífica propuesta.

8 'Bodas reales'
'Bodas reales'

Hay películas completas que solamente necesitan una escena para justificar su presencia inamovible en la historia del cine y 'Bodas reales' es una de ellas. En cada minuto de Fred Astaire desafiando a la gravedad mientras baila por todas las paredes de una habitación de hotel se esconde ese hechizo especial que solamente consigue desprender el mejor musical. No se puede describir con palabras, ahí reside gran parte de su magia, pero las sensaciones que uno tiene como espectador cuando asiste a un momento de semejante talento no admiten discusión. El cine y los sueños. Esa cosa tan compleja y maravillosa.

9 'Juego de pijamas'
'Juego de pijamas'

Dirigida junto a George Abbott y con la inestimable ayuda de un conjunto de memorables coreografías del memorable Bob Fosse, 'Juego de pijamas' es una de las grandes joyas escondidas en la filmografía de Stanley Donen. Eclipsada por la magistral 'Una cara con ángel', estrenada en el mismo año (1957), esta comedia romántica hilada por un conflicto laboral, tal cual, presenta una cantidad tan alta de números musicales por encima del sobresaliente que el aplauso termina apareciendo por una cuestión de puro sentido común. En ese sentido, mención especial para un 'Hernando's Hideaway' tan fascinante en su interpretación y puesta en escena que hay que verlo para creerlo.

10 'Tres chicas con suerte'
'Tres chicas con suerte'

Tras firmar su obra maestra definitiva, 'Cantando bajo la lluvia', Stanley Donen estrenó 'Tres chicas con suerte', una cinta en la que el guion era tan mínimo que solamente servía como evidente excusa para hilar de la manera más sencilla posible un número musical con otro. Pero menudos números. Protagonizada por un pletórico reparto entregado a la causa de inicio a fin, esta sucesión de bailes y melodías encantadoras funcionaba a la perfección en su sencillez, sin mayor artificio que el de la imaginación arrebatadora que desprendía una puesta en escena de auténtico nivel. Otro tesoro por descubrir en la trayectoria de Donen. Una película tan pequeña como maravillosa.

Imaginativo, virtuoso, delicado, excesivo, grandilocuente y apasionado, el responsable de algunas de las grandes obras maestras del Hollywood dorado probó suerte en varios géneros a lo largo de su trayectoria, pero encontró en el musical y la comedia romántica los terrenos perfectos para construir sus monumentos más incontestables. Ambos conformaban su hábitat natural, una zona de confort desde las que consiguió crear algunas escenas tan memorables como insuperables, dando forma así a un altísimo listón que todavía está por superar y al que se siguen rindiendo mil y un homenajes.

 'Stanley Donen'

Porque su obra no entiende de tiempo ni de calendarios, manteniendo intacta su tremenda capacidad para despertar una luz especial en todo tipo de espectador. Pasarán los años, las décadas y los siglos y sus mejores películas se seguirán recordando como ejemplo del poder del cine para, sencillamente, salvarnos la vida. Y es que, puede que el ruido sea insoportable al otro lado, pero el mundo parece un lugar mejor si se observa y escucha con la mirada y la música del cine de Stanley Donen.

Artículos recomendados

Curiosidades de la mítica 'Shin Chan'

Su idilio con el público español y otras curiosidades de la mítica 'Shin Chan'

Películas relacionadas

Comentarios

Noticias relacionadas