Bienvenido Conéctate para puntuar películas, escribir críticas y mucho más

¡Puedes utilizar tu nombre de usuario y contraseña existente de FormulaTV!

'Retrato de un amor': El fulgor de una pasión

Miguel Ángel Pizarro Viernes 24 julio 2020

La cineasta canadiense Stella Meghie ha logrado destacar con una filmografía atípica. A diferencia de otros realizadores con raíces afroamericanas, Meghie siempre ha optado por mostrar la diversidad en sus películas a través de una visión completamente natural, en la que la crítica social es sublimada para permitirle al público poder ver a sus personajes mediante un prisma completamente neutro. Es algo que vuelve a conseguir en la elegante 'Retrato de un amor' (2020), una historia pasional que envuelve y seduce al público con la química de su pareja protagonista, interpretada por Issa Rae y Keith Stanfield.

Retrato de un amor

Meghie sabe convertir un relato amoroso, que podría haber sido digno sucesor de las adaptaciones cinematográficas de las novelas de Nicholas Sparks, en un elegante drama en el que cada gesto, cada acción, cada mirada son cuidados con sumo detalle. En esta propuesta, la cineasta juega en dos tiempos, con los que narra no una sino dos historia de amor y cómo una acaba influyendo en la otra en varios aspectos. Todo comienza con un anciano pescador recordando al gran amor de su vida y de cómo ella le dejó porque soñaba con una vida mejor, alejada de una aletargada Nueva Orleans para aspirar a cumplir su sueño de ser una importante fotógrafa en la vibrante Nueva York.

Ese amor frustrado, que acaba desembocando en una historia de ambición, en la que Meghie destaca sutilmente el precio que han debido (y deben) pagar muchas mujeres por poder realizarse a nivel laboral, de cómo a ellas no se les permite fallar, no se les permite conciliar, de cómo ellas sacrifican parte de su vida, la emocional, para poder perseguir sus sueños. Meghie habla en clave femenina de ese ansiado anhelo que vive casi todo estadounidense, el de lograr vivir el famoso Camelot, "el sueño americano".

Retrato de un amor

Elegante drama romántica que evoca a la pasión de Wong Kar-wai

En esa sutil crítica, la cineasta aprovecha para narrar sus consecuencias, en forma de amor, con la hija de la fotógrafa convertida en una importante conservadora del Museo Contemporáneo de Queens y el inicio de una pasión con un atractivo periodista. Lejos de querer mostrar que el sino es el mismo, Meghie, que escribe también el guion, ofrece una mirada de esperanza, en la que es imposible no dejarse llevar; gracias a una magnífica puesta en escena; a dos interpretaciones magnéticas (Issa Rae y Keith Stanfield derrochan química) y una maravillosa banda sonora, cuyas piezas originales compuestas por afamado pianista Robert Glasper ofrecen una experiencia casi sinestésica, en la que blues parece hablar por sí solo de esta pasión desbordante, en la que también están presentes clásicos como Al Green o Patti LaBelle.

También uno de sus principales logros es que 'Retrato de un amor' sorprende huyendo de lugares comunes, al evitar hacer mención alguna a cuestiones raciales. Lejos de lo que podría esperarse de un relato así, Meghie se centra en los romances, permitiendo que el público pueda ver el filme desde una perspectiva singular que busca también que esa mirada sobre la deseada diversidad se vea solamente los deseos y personalidades de sus protagonistas, como si el filme estuviese protagonizado por una pareja caucásica. En esa apuesta evoca, por cierto, a la mirada susurrante del cine de Wong Kar-wai -con secuencias que recuerdan a '2046' (2004)-. El resultado es magnífico, al lograr que esta pasión amorosa atrape al público a ritmo de jazz.

Nota: 8

Lo mejor: La química que derrochan Issa Rae y Keith Stanfield y su banda sonora, que es exquisita.

Lo peor: Infravalorarla por su apuesta de ser una película romántica canónica.

Artículos recomendados

Crítica de 'Amor en polvo'

'Amor en polvo': Refrescante enredo de parejas

Comentarios

Noticias relacionadas