Bienvenido Conéctate para puntuar películas, escribir críticas y mucho más

¡Puedes utilizar tu nombre de usuario y contraseña existente de FormulaTV!

Jayro Bustamante dirige 'Temblores': "En Guatemala, hay impunidad ante los delitos de odio al colectivo LGBTI"

Miguel Ángel Pizarro Viernes 04 septiembre 2020

Aplaudida en los festivales de Berlín, San Sebastián y en el Lesgaicinemad de Madrid, este 4 de septiembre se estrena en salas comerciales 'Temblores', el segundo largometraje de Jayro Bustamante, con el que denuncia "la terrible situación" de la comunidad LGBTI en Guatemala. "Hay impunidad ante ataques homófobos o tránsfobos", declara el cineasta, que manifiesta "el gran peso moral" que la sociedad del país centroamericano imbuye en el colectivo, retratando el horrible proceso de una pseudoterapia de conversión.

Temblores

"En mi país, legalmente, no hay ningún tipo de represión, incluso hay una ley en contra de todo tipo de discriminación. Pero, en la práctica, hay impunidad ante los delitos de odio, es muy complicado que se abra un proceso judicial contra el victimario", explica Bustamante en una entrevista con eCartelera durante la promoción del filme, que recalca la indefensión que vive el colectivo LGBTI. "En la película puede verse que el peso moral está dentro de casa. Es la familia la primera en discriminar a quien es gay, lesbiana o trans, esto devastador", detalla.

Bustamante revela que llegó a entrevistarse con "24 hombres que tenían el mismo perfil" y que sirvieron de base para crear a Pablo, el protagonista que interpreta Juan Pablo Olyslager. "Todos eran homosexuales, no bisexuales, todos estaban casados, tenían hijos, eran religiosos. Todos habían mentido a sus esposas para llevar una doble vida, muchos habían perdido sus trabajos y todos habían ido a terapias de conversión", describe el realizador, que recalca, que pese a las horribles consecuencias que vivieron, "lo que más les dolió, es escuchar a sus madres decirles: «no me obligues a dejarte de querer si eres una persona que no quiero que seas». Eso fue lo más duro".

La crueldad y la brutalidad de las pseudoterapias de conversión

'Temblores' forma parte de un tríptico temático, con el que el cineasta habla sobre los tres improperios más comunes que se dicen en Guatemala: "indio, hueco y comunista". "Son insultos que escarban y abren más la brecha social que hay en mi país", comenta, explicando que lo que le atrajo "a la hora de abordar la segunda acepción", era poder acercarse mostrando que es "un problema que va más allá de las minorías".

"Me di cuenta de que el insulto a los varones homosexuales es un problema de mayorías porque se cree, en la sociedad guatemalteca, que cuando un hombre es gay se feminiza y, de esa forma, se rebaja. O sea, que en el fondo, el insulto, además de ser homofóbico, es tremendamente machista y misógino, porque considera que la mujer es un ser inferior al varón", manifiesta.

Uno de los temas centrales es la denuncia de la situación del colectivo LGBTI respecto a las pseudoterapias de reorientación, que afectan tanto a hombres como a mujeres. "Son durísimas, están divididas en tres partes. La primera es la destrucción psicológica de la persona, la segunda es su destrucción social y la tercera es el internamiento", detalla el cineasta.

Temblores

Este tipo de falsos tratamientos ha contado, incluso, con el apoyo de profesionales sanitarios y psicólogos en Guatemala. "Me sorprendió cuando hablé con psicólogos que piensan que los homosexuales no cambian porque no quieren. Entre los hombres con los que me entrevisté, hubo muchos que, durante sus procesos de divorcios, tuvieron que escuchar a un experto decir en el juicio que ellos no podían hacerse cargo de sus hijos porque eran peligrosos para los menores, asociando homosexualidad a pedofilia. Eran profesionales científicos, ha habido denuncias al colegio de psicólogos para retirarles la licencia", señala.

Bustamante también revela que se reunió con asociaciones que defienden los derechos LGBTI en su país. "Hay varias que están luchando muchísimo, sobre todo, hay muchas asociaciones en defensa de las mujeres trans. La esperanza de vida de una mujer transexual, en Guatemala, es de 31 años, la situación es muy dramática. El problema es que el colectivo no está del todo unido. Desde lo que vi, hay un estrato que pertenece a la clase alta, de familias de posibles, que vive en un mundo de privilegiados", comenta el cineasta, que destaca que la increíble brecha de desigualdad también afecta a la gente LGBTI.

La brecha social marcada los orígenes, la raza y el tono de piel

"Aquellos que son de familias ricas, tuvieron ese mismo problema, pero consiguieron alejarse, gracias al dinero. Muchos de ellos son conservadores y no están, para nada, preocupados por los derechos LGBTI. Llevan una vida discreta, porque sus trabajos o negocios dependen de otra gente que es también muy conservadora", explica, agregando que también hay otro sector que "vive aun más en el armario". Por otro lado, Bustamante incide también en que "hay otra parte de la comunidad que está luchando para que avancen los derechos".

Temblores

"Son aquellos que son visibles, aquellos que no pueden ocultarse, que les ha tocado recibir golpes, pero son los que están en primera línea para que cambien las cosas, son aquellos que llevan la bandera, los que dan la cara", comenta el cineasta, destacando que son gente "muy activa en cuestión de lucha por los derechos sociales".

Un aspecto a resaltar, es que 'Temblores' deja en evidencia cómo la raza y el tono de piel siguen siendo un factor de determinante en un sistema clasista, vestigio de la época colonial. "Sigue habiendo mucho de eso, del colonialismo, hay una especie de minilatifundismo. Creo que es el resultado de una colonización mal llevada y de una independencia mal hecha. Los criollos [antiguos hijos de españoles y europeos nacidos en América] tenían, de alguna manera, que marcar su superioridad ante el resto de la población, dejar clara su superioridad eurocéntrica. Cuanto más blanco, más alto, más caucásico, mejor", declara.

Temblores

"En Guatemala, el 80% de la población tiene orígenes mayas, pero solo el 41% se reconoce como tal, nos discriminamos a nosotros mismos, nos insultamos por nuestros orígenes", manifiesta, recordando cómo su propia familia "gastó mucha energía" en ocultar sus raíces indígenas: "Les daba vergüenza".

De ahí, la decisión de que el protagonista pertenezca a la clase alta, sea varón y blanco. "Además de que los hombres en los que me inspiré para crear a Pablo pertenecían a la clase privilegiada y eran blancos, a la hora de hacer la película, pensé en cómo se vería en los festivales internacionales", explica.

El boicot que sufrió la película por "atentar contra los valores tradicionales de la familia"

"Si el personaje fuera pobre, en otros países se asociaría la homofobia y el rechazo que vive a no tener acceso a la educación, a la información y que la religión solo atrapa a las clases bajas. Pero ver que lo sufre alguien de clase alta, hace pensar que el odio y el dominio religioso afecta a todo la sociedad en sí, nadie se libra. Muchos de esos hombres estudiaron en el extranjero, en países donde los derechos LGBTI están más protegidos, pero al regresar, vuelven a ser absorbidos por la opresión de la sociedad", prosigue.

Temblores

Bustamante resalta que no tuvieron "problemas para rodar la película". "Fue bastante grato, logramos encontrar disidentes pese al ambiente hostil y asfixiante de la sociedad". Sin embargo, eso no impidió de que hubiese un boicot. "Los problemas vinieron con la distribución y exhibición. Una política, que intentó ser vicepresidenta del expresidente Jimmy Morales, que continúa siendo una figura importante en la opinión pública. Muy activa en redes sociales, lanzó una campaña atacando al filme", explica el director.

"Decía que destruía a la familia guatemalteca. Pedía al pueblo proteger los valores tradicionales como base moral, que no fueran a verla, que la boicoteasen. Funcionó, la taquilla fue paupérrima", declara Bustamante, agregando que la cinta "sí tuvo éxito cuando estuvo disponible en Internet". "Afortunadamente, gracias a eso se animó gente, que no acudió al cine para evitar el "qué dirán", a verla. En esto, llevamos 50 años de retraso", zanja.

'Temblores' es una coproducción entre Guatemala, Francia y Luxemburgo. Dirigida y escrita por Jayro Bustamante, está protagonizada por Juan Pablo Olyslager, Mauricio Armas, Diane Bathen, Rui Frati, Sabrina de la Hoz y María Telón. Producida por Tu Vas Voir Productions, La casa de Producción, Memento Films, Iris Group y Arte France. Distribuida en España de la mano de Atera Films, está disponible en salas comerciales desde el 4 de septiembre.

Artículos recomendados

Crítica 'Las niñas'

'Las niñas': Contar tanto con tan poco

Comentarios

Noticias relacionadas