Bienvenido Conéctate para puntuar películas, escribir críticas y mucho más

¡Puedes utilizar tu nombre de usuario y contraseña existente de FormulaTV!

Su influencia en 'La Sirenita' y otras curiosidades de 'Un, dos, tres... Splash'

Pedro J. García Jueves 31 agosto 2017

Los 80 fueron una década de magia y exceso para el cine. El género fantástico atravesaba una época de esplendor gracias a películas como 'Willow', 'La historia interminable' o 'Los Cazafantasmas', pero la fantasía también se colaba en otros géneros, como la comedia romántica. Sería el caso de 'Un, dos, tres... Splash', cuento de hadas moderno estrenado en 1984 que, si bien hoy en día no goza del culto de cintas como 'Los Goonies' o 'La princesa prometida', y aunque se dirigía a un público más adulto, no se puede negar que también marcó la infancia de la generación de la nostalgia. Lo atestigua el hecho de que se esté preparando un remake con los géneros intercambiados, en el que Jillian Bell será la humana y Channing Tatum la sirena (o mejor dicho, el tritón).

'Un, dos, tres... Splash' cuenta la historia de Allen Bauer (Tom Hanks), un neoyorquino que cuando era pequeño fue salvado de morir ahogado por una niña sirena (Daryl Hannah) durante unas vacaciones con su familia. Veinte años después, con ese recuerdo convertido en un sueño que nunca ocurrió, Allen vuelve a caer al mar, atrayendo a la misma sirena, que acude a su rescate una vez más. Allen regresa entonces a Nueva York, y la sirena le sigue los pasos hasta encontrarlo. Su presencia en tierra firme, donde su cola se transforma en piernas cuando está seca (y recupera su forma original cuando se vuelve a mojar), pone patas arriba la vida de Allen, y la ciudad de Nueva York, donde la sirena, rebautizada Madison, es perseguida por un científico y más tarde por las autoridades.

Tom Hanks y Daryl Hannah en 'Un, dos, tres... Splash'

Curiosidades de 'Un, dos, tres... Splash'

1 Disney para adultos
Disney para adultos

'Un, dos, tres... Splash' es la primera película producida bajo el sello de Touchstone Films, filial de Disney que se especializaba en producir películas orientadas a un público más adulto dentro de La Casa de Mickey. Otros títulos de Touchstone incluyen '¿Quién engañó a Roger Rabbit?' y 'Misión a Marte'.

Un, dos, tres... Splash en eCartelera
2 Nominada al Oscar
Nominada al Oscar

Aunque no lo creáis, 'Un, dos, tres... Splash' recibió una nominación a los Premios de la Academia. Y no fue en una categoría técnica (las mal llamadas "categorías menores"), sino en la de mejor guión original. La Academia reconocía la originalidad de la historia nominando el libreto escrito por Lowell Ganz, Babaloo Mandel y Bruce Jay Friedman, pero el premio fue a parar a 'En un lugar del corazón', de Robert Benton.

Un, dos, tres... Splash en eCartelera
3 Nadie quería ser Allen y Madison
Nadie quería ser Allen y Madison

Antes de que Tom Hanks y Daryl Hannah se hicieran con los icónicos papeles de Allen y Madison, que los lanzaron al estrellato mundial, el guión de 'Un, dos, tres... Splash' cayó en manos de muchos otros intérpretes conocidos de los 80. Disney le ofreció el papel de Allen a John Travolta, Dudley Moore, Chevy Chase, Michael Keaton y Bill Murray, pero todos lo rechazaron. Por otro lado, un gran número de actrices recibieron la oferta de Disney para ponerse en la piel y las escamas de Madison, pero también dijeron que no. Entre ellas, Sissy Spacek, Diane Lane, Tatum O'Neal, Michelle Pfeiffer, Melanie Griffith, Kathleen Turner, Sharon Stone, Julia Louis-Dreyfus, Debra Winger y Jane Fonda. Es decir, ambos roles recayeron en Hanks y Hannah después de que medio Hollywood los rechazase.

Un, dos, tres... Splash en eCartelera
4 Es duro ser una sirena
Es duro ser una sirena

La cola de Madison pesaba alrededor de 15 kilos. Los especialistas tardaban cerca de tres horas en ponérsela a Hannah, que debía permanecer inmóvil todo ese tiempo. La actriz contó la experiencia en una entrevista con People en 1984, en la que relató que "me subían con una grúa a la plataforma y no podía comer, porque no podía ir al baño. Me quedaba ahí tirada temblando, con percebes en la cabeza y completamente empapada". La cola estaba hecha de un material artificial que se descomponía con el tiempo, así que Hannah no se la pudo quedar de recuerdo.

Un, dos, tres... Splash en eCartelera
5 Langosta de mentira
Langosta de mentira

Durante la secuencia del restaurante, Daryl Hannah, que es vegetariana desde niña, se negó a comer langosta real. Para que pudiera hacer la escena, vaciaron las langostas y sustituyeron la carne con una especie de pasta de tofu. Aun así, según desveló más tarde el director de la película, Ron Howard, Daryl lloraba después de cada toma pensando en la muerte de los crustáceos.

Un, dos, tres... Splash en eCartelera
6 Los pulmones de Hanks
Los pulmones de Hanks

Tom Hanks reconoció que para él fue todo un reto hacer las escenas acuáticas, ya que por aquel entonces era fumador. El actor confesó en su día a la revista People que bucear no era lo suyo, a pesar de que había crecido admirando a Jacques Cousteau en televisión: "Bucear es algo que haría como reto después de unas cuantas cervezas, pero como trabajo real es muy duro".

Un, dos, tres... Splash en eCartelera
7 Familia unida
Familia unida

La película incluye varios cameos de la familia de Ron Howard. Su hermano, Clint Howard, notable actor de culto, interpreta a un invitado en la escena de la boda. Su mujer, Cheryl, y su asistente, Louise Veils, aparecen en la misma escena, fuera de la iglesia.

Un, dos, tres... Splash en eCartelera
8 Popularizó el nombre Madison
Popularizó el nombre Madison

Si en el siglo XXI 'Crepúsculo' ha dado lugar a una generación de niñas llamadas Bella y 'Juego de Tronos' a una legión de Aryas, 'Un, dos, tres... Splash' hizo lo propio en los 80 con el nombre Madison. Tras el estreno de la película, Madison subió del puesto 216 al 29 en la lista de los nombres de niña más populares en Estados Unidos durante los 90. A finales de siglo, Madison estaba en el número 3. La sirena se llama así por la Avenida Madison de Nueva York.

Un, dos, tres... Splash en eCartelera
9 Hay una secuela
Hay una secuela

Disney produjo una segunda parte de 'Un, dos, tres... Splash' en 1988. Se trata de una película realizada directamente para televisión en la que el único miembro del reparto original que repite es Dody Goodman (la señora Stimler). El papel de Hanks lo interpretó Todd Waring, mientras que la sirena Madison fue encarnada por Amy Yasbeck. En la película, titulada 'Splash, otra vez', Allen y Madison viven en Nueva York, y mientras él se dedica a salvar su negocio, ella intenta salvar a un delfín en cautividad.

Un, dos, tres... Splash en eCartelera
10 La Sirenita
La Sirenita

Después del éxito en cines de 'Splash', Ron Clements presentó a Disney su proyecto para contar otra historia de amor entre un humano y una sirena, lo que acabaría siendo el clásico animado 'La Sirenita', co-dirigido por John Musker. Pero el estudio no estaba muy interesado, ya que en esos momentos estaba desarrollando la secuela de 'Splash', y dos películas sobre el mismo tema sería excesivo. Finalmente, el por aquel entonces CEO de Disney, Jeffrey Katzenberg, recapacitó y dio luz verde a 'La Sirenita', relegando la secuela de 'Splash' a un segundo plano (la televisión). Visto lo visto, fue una decisión más que sabia. Eso sí, el estudio tenía una condición para los directores: para diferenciarla de Madison, Ariel no podía ser rubia, sino pelirroja.

La Sirenita en eCartelera

Este film supone el lanzamiento definitivo de tres nombres: Ron Howard, que reencauzaba su carrera para explorar terrenos fantásticos a lo largo de la década (a 'Splash' le sucederían 'Cocoon' y 'Willow' en su filmografía), Daryl Hannah, coronada como uno de los mitos eróticos ochenteros por excelencia dos años después de su icónica participación en 'Blade Runner', y Tom Hanks, que comenzaba su imparable ascenso en Hollywood hasta convertirse en uno de los actores más queridos y de más éxito de la historia del cine.

Un clásico del VHS y las reposiciones televisivas

'Un, dos, tres... Splash' no era lo que se dice una película infantil, pero pertenece a una época en la que había menos hipervigilancia y mojigatería en el cine comercial y en los hogares familiares, por lo que el inolvidable desnudo de Daryl Hannah junto a la Estatua de la Libertad o las connotaciones sexuales de la historia no suponían mucho problema para los padres de la época. Esta película representa perfectamente el espíritu de una década de experimentación y desenfado. Para saber más sobre ella, os dejamos con 10 curiosidades sorprendentes.

Artículos recomendados

Curiosidades de 'Jeepers Creepers'

Influencias, homenajes y otras curiosidades de 'Jeepers Creepers'

Comentarios

Noticias relacionadas