Bienvenido Conéctate para puntuar películas, escribir críticas y mucho más

¡Puedes utilizar tu nombre de usuario y contraseña existente de FormulaTV!

Billy Dee Williams, el mítico Lando Calrissian de 'Star Wars', se identifica como "género fluido"

Esther Valverde 01 diciembre 2019

Con el estreno de 'Han Solo: Una historia de Star Wars' en 2018, su guionista Jonathan Kasdan declaró que el personaje de Lando Calrissian, interpretado por Billy Dee Williams (y Donald Glover en la precuela), era pansexual. A pesar de que no existía ninguna referencia en el guión hacia ello, Kasdan así lo creía por las interpretaciones realizadas por ambos actores, en las que se apreciaba "una fluidez" respecto a la sexualidad del personaje.

Billy Dee Williams

Precisamente es Billy Dee Williams, quien dio vida al personaje en las primeras películas y que ahora retomará su rol para 'Star Wars: El Ascenso de Skywalker' (punto final de la nueva trilogía), el que a sus 82 años ha declarado en una entrevista a Esquire que él se identifica como "género fluido": "Nunca he intentado ser nada más que yo mismo. Pienso en mí como un personaje colorido que no se toma a él mismo o ella misma demasiado en serio. Y ves que digo «él mismo» y «ella misma», porque me veo tanto masculino como femenina (...) No tengo miedo de mostrar esa parte de mí", señaló el actor, por lo que ahora cobran sentido más que nunca las declaraciones de Kasdan.

El 20 de diciembre se estrenará en España la última entrega de la historia de los Skywalker, en la que veremos a Williams metiéndose de nuevo en la piel de Lando Calrissian, aunque lo cierto es que el actor nunca se ha desligado del todo. Ha interpretado a su personaje en numerosas series animadas y videojuegos, como 'Star Wars Rebels', y prestó su voz a Lando en varios capítulos de 'Padre de familia' o en cintas como 'La LEGO película'.

Jaque al fandom tóxico

'Star Wars' ha creado un universo gigantesco a lo largo de todos estos años y, con ello, un fandom alrededor del mundo repleto de todo tipo de seguidores, entre ellos, aquellos más tóxicos.

La manifestación más fuerte de esa admiración radical que acaba siendo dañina se dio con el estreno de 'Star Wars: Los últimos Jedi', una película que dividió a los fans y que cosechó bastantes críticas negativas. Entre ellas, las realizadas por un grupo de gente bastante ruidosa que cargó contra la construcción realizada de Luke Skywalker, atacando así al director del film, Rian Johnson, y a Disney. Pero la peor parte se la llevó la actriz Kelly Marie Tran, que interpretaba al personaje de Rose y que tuvo que abandonar las redes sociales por el acoso recibido.

Tras ese film, muchos de estos fans radicales esperaban que la última entrega (ya que además recuperaba a actores de las primeras películas) fuese más tradicional y volviera a los orígenes del 'Star Wars' que les encandiló. Claro, teniendo en cuenta que ahora Billy Dee Williams se ha declarado como "género no fluido", han sido varios los que se han querido acordar por redes sociales de esta parte más tóxica del fandom:

"Me alucina que Billy Dee Williams se declare no binario justo antes del estreno de la nueva película de 'Star Wars', cuando además la gente que odió la última esperaba que ésta representara una especie de vuelta a los héroes «tradicionales»".

"Los fans «machirulos» ahora mismo: «¿Cómo ha podido pasar esto?»"

Otros, en cambio, han querido aprovechar para destacar la importancia del hecho:

"Que salga declarándose como no binario es importante porque va en contra de la popular imagen de las personas no binarias como jóvenes, blancas y andróginas".

Y, como en todo, también están los que parecen no sentirse muy cómodos con el anuncio:

"¿Quién le ha gaseado para decir que es género no fluido?".

"Qué coincidencia que trabaje para Disney y justo lo anuncie en el momento clave de su agenda" (en referencia al estreno de la última película en diciembre).

Artículos recomendados

Oda a Baby Yoda mientras se bebe su sopita toda

Oda a Baby Yoda mientras se bebe su sopita toda

Comentarios

Noticias relacionadas