Bienvenido Conéctate para puntuar películas, escribir críticas y mucho más

¡Puedes utilizar tu nombre de usuario y contraseña existente de FormulaTV!

'Un amigo extraordinario': La bondadosa mirada honesta

Miguel Ángel Pizarro Viernes 21 agosto 2020

Tras firmar dos películas aclamadas como 'The Diary of a Teenage Girl' (2015) y '¿Podrás perdonarme algún día?' (2018), Marielle Heller continúa demostrando que, sobre todo, es una cineasta de actores, puesto que consigue crear escenas con auténticos duelos interpretativos, en las que sus intérpretes consiguen transmitir la gran complejidad que guardan las personalidades de sus personajes. En un tono diferente al de sus dos cintas predecesoras, llega 'Un amigo extraordinario' (2019), nominada al Oscar al mejor actor de reparto, que, pese que Tom Hanks fue candidato en esa categoría, el alma y el carisma de su Fred Rogers es el punto central del filme.

Un amigo extraordinario

En Estados Unidos, la figura de Fred Rogers marcó a varias generaciones de niños, gracias a su programa educativo e infantil, emitido entre 1968 y 2001 por la televisión pública estadounidense. Su candidez y bondad le convirtieron en un ejemplo de sabiduría, benevolencia, tolerancia y virtud. Una imagen tan luminosa que, en 1998, el periodista Tom Junod buscó acercarse a su figura y ver qué se ocultaba tras esa amable postura, con un aplaudido artículo publicado en Esquire.

Lejos de derrumbar al mito, lo fortifico y ahora Heller, con un guion escrito por Micah Fitzerman-Blue y Noah Harpster, lo ficcionaliza, enfrentando a dos personalidades completamente opuestas en la que la cineasta huye de cualquier tipo de biopic. Muy inteligente la realizadora al enfocarse en la historia del periodista que escribe el artículo, puesto que para valorar su legado e importancia de su programa en la infancia de los estadounidenses ya está el fabuloso documental '¿Quieres ser mi vecino?' (2018).

Un amigo extraordinario

Un maravilloso duelo interpretativo entre Matthew Rhys y Tom Hanks

Por ello, decide confrontar los tormentos de un periodista adicto al trabajo, que logra reconciliarse con su pasado y que, finalmente, decide ralentizar su rutina, para reflexionar en sus prioridades vitales y escucharse a sí mismo. En ese proceso, que podría calificarse de sanador, está un espléndido Matthew Rhys, con su primer gran papel en una película de Hollywood -en el cine europeo ya demostró su talento en la elegante 'Mayo de 1940' (2015)- que demuestra que el intérprete británico, ganador del Emmy por 'The Americans' (2013 - 2018), puede defender con mucha soltura un papel protagonista.

A su lado, un magistral Tom Hanks. El doblemente oscarizado actor era el candidato ideal para interpretar a la figura más carismática de la televisión estadounidense. El artista retrata muy bien la candidez, aportando un lado humano que, sin duda, va en sintonía con la intención final tanto del artículo de Junod, como del documental de Morgan Neville, en el sentido de mostrar que detrás de una figura tan cándida y amable, no tiene por qué esconderse un doble fondo cínico, sino alguien tremendamente humano que busca vivir en concordancia con lo que divulga, algo muy necesario en la actualidad que convierte al filme en una interesante experiencia que mira hacia la realidad masculina con una perspectiva audaz.

Nota: 8

Lo mejor: Las discusiones entre Matthew Rhys y Tom Hanks.

Lo peor: Su mirada optimista puede hacer que cierto público la infravalore.

Artículos recomendados

Crítica de 'Trasto'

'Trasto': Lo que de verdad importa

Comentarios

Noticias relacionadas